El cannabis restaura el deterioro cognitivo relacionado con la edad

Noticias | Publicado el 10 May, 2017

Nueva evidencia publicada en la revista Nature Medicine muestra que el cannabis es capaz de revertir procesos relacionados con el envejecimiento en el cerebro.
El cannabis restaura el deterioro cognitivo relacionado con la edad

Como resultado del envejecimiento celular, nuestra capacidad cognitiva suele disminuir con la edad. Este proceso está mediado por diferentes mecanismos homeostáticos en la fisiología cerebral. Existe evidencia sustancial que el sistema endocanabinoide juega un papel importante en el envejecimiento cerebral, ya que con la edad la expresión de receptores y sus respectivos ligandos endocanabinoides disminuye.

Con el fin de explorar este proceso, un grupo de investigadores alemanes e israelitas diseñaron un modelo experimental para evaluar los efectos de la exposición crónica (4 semanas) de dosis bajas de D9-tetrahidrocanabinol (THC) en ratones envejecidos y con signos de déficit cognitivo.

Los resultados mostraron que el tratamiento con THC fue capaz de revertir el rendimiento cognitivo evaluado por pruebas de memoria espacial en estos ratones de edad avanzada. Además, estos efectos estuvieron acompañados por una potenciación en la expresión de marcadores proteicos sinápticos y por un aumento de la densidad neuronal en el hipocampo, de forma que los patrones en estos ratones de 12 meses de edad, simularon a la expresión encontrada en ratones con tan solo 2 meses de edad. Los efectos transcripcionales de THC dependieron principalmente de los receptores canabinoides tipo 1 (CB1) y por procesos epigenéticos de acetilación de histonas.

En cambio, al probar los efectos de THC en la cognición en un modelo más jóven, el tratamiento resultó contraproducente, pues los ratones tuvieron un peor desempeño, lo que concuerda con estudios en humanos sobre el uso de marihuana y sus derivados a edades tempranas.  

Estos resultados sugieren que restaurar la señalización mediada por CB1 en el cerebro mediante dosis bajas de THC pudiera ser una estrategia en el tratamiento del deterioro cognitivo relacionado con la edad, además que pudiera ser utilizado en un futuro para la prevención de procesos neurodegenerativos como el Alzheimer, entre otros. El siguiente paso es realizar estudios en humanos para comprobar su beneficio y determinar su perfil de seguridad.

 

 

Referencia:

Bilkei-Gorzo A, Albayram O, Draffehn A, et al. A chronic low dose of Δ9-tetrahydrocannabinol (THC) restores cognitive function in old mice. Nature Medicine 2017; DOI: 10.1038/nm.4311.