Galenox.com
Registrese en Galenox.com

Fístula anal

Definición

La fístula anal es una enfermedad que se define como un conducto de paredes fibrosas infectadas que comunica una cripta anal con la piel o con la luz del recto; el orificio localizado en la cripta anal se denomina primario o interno, y el cutáneo, secundario o externo.

La infección de las glándulas anales (origen criptoglandular) es la causa en más del 95% de los pacientes portadores de un absceso anal y consecuente posibilidad de la formación de una fístula, que se denomina inespecífica, a diferencia de las específicas, que tienen una etiología diferente como enfermedad de Crohn, tuberculosis, carcinoma rectal, carcinoma anal, actinomicosis, entre otras.

Cuadro clínico

Clínicamente se manifiesta por la presencia de un absceso perianal, la fístula persiste, supurando constante y escasamente, por tiempo indefinido, sin nueva formación de absceso o bien puede aparecer una fístula que supura constantemente; en un momento dado se cierra por espacio de dos a tres días y se inicia la formación de un nuevo absceso, generalmente pequeño, que se vacía a los dos o tres días. La fístula continúa supurando por un corto periodo, se ocluye, se forma otro absceso y así continua.

En la inspección de la región anoperineal se puede apreciar una abertura externa como una protrusión denominada “orificio fistuloso secundario” con salida de material purulento o serosanguinolento. En algunas ocasiones la abertura puede estar cerrada o tan pequeña que solamente se puede detectar al realizar una palpación alrededor del ano, que de otro modo pasaría inadvertida.

Diagnóstico

La fistulografía es un estudio que consiste en el paso de contraste hidrosoluble, en el orificio secundario, mediante un catéter para delinear el trayecto fistuloso, el ultrasonido no ha mostrado utilidad clínica, el diagnóstico es meramente clínico.

Tratamiento

Los objetivos fundamentales del tratamiento de la fístula anal son curarativos y preservar la función de continencia anal. Varias técnicas han sido desarrolladas para el manejo quirúrgico de la fístula anal; entre ellas tenemos: fistulotomía, fistulectomía con o sin reparación de esfínteres, sedal, colocación de setón de corte o de drenaje, avance de colgajo de mucosa rectal y aplicación de fibrina, tapón de colágeno biodegradable, entre otras. Las técnicas quirúrgicas más utilizadas son la fistulectomía y la fistulotomía. En cualquiera de las técnicas quirúrgicas empleadas para corregir la fístula anal, el paciente debe de ser operado en quirófano, bajo bloqueo epidural y en posición proctológica.

 

Charúa GL, Osorio HRM, Navarrete CT et al. Manejo quirúrgico de la fístula anal. Rev Gastroenterol Mex 2004.

 

El contenido de Galenox.com es únicamente para profesionales de la salud.

Para leer más Ingresa o Regístrate

Iniciar sesión

 

¿Aún no eres parte de Galenox®?

Regístrate para obtener una cuenta GRATUITA

Obten acceso ilimitado a :

Noticias médicas

Congresos nacionales e internacionales

Educación médica continua

 

Registrarse

today Congresos nacionales

today Congresos internacionales

forum Últimos tweets

Conoce el wearable para monitorear el corazón #salud #cardiología https://t.co/N8XAO0Ab3r https://t.co/mLLPAYXBiw
Tratamiento para la colitis nerviosa con… ¿bacterias? #salud #bacterias https://t.co/qovN3SZM4P https://t.co/FhDvnXlrMc
Los kilos extra influyen en el trastorno bipolar. Descubre por qué #salud #obesidad https://t.co/sci7FDB1PD https://t.co/Tn6eb5a44T
¿La rotación de residentes es un peligro para los pacientes? #salud #galenox https://t.co/AKw4C7iYc5 https://t.co/NHZ4KCOy8C

Políticas de privacidad - Términos de Uso

Galenox.com - ¡Tu colega siempre en línea!

REGISTRO